“Laboremus” Perón y el Trabajo

En uno de sus habituales diálogos con el pueblo el general Perón anunció en la Plaza de Mayo, el 17 de octubre de 1950, una síntesis de su pensamiento político y doctrinario contenida en 20 puntos fundamentales. Este manual práctico de conducta cívica se conoce desde entonces como "Las 20 verdades del Justicialismo. La quinta "verdad" reza así:

" En la Nueva Argentina el trabajo es un derecho que crea la dignidad del hombre y es un deber porque es justo que cada uno produzca por lo menos lo que consume"

A su vez, la "verdad" anterior sostenía que "no existe para el peronismo más que una sola clase de hombres: los que trabajan".

La oración del trabajo

La única oración que llega a Dios, se ha sostenido, es la del trabajo. En tiempos de menos ruido y más nueces se dijo: "Laborare est orare". El brazo caído niega la vida, atrae el dolor, nos vuelve tristes y menesterosos, aleja todo horizonte de nosotros. El sudor de la frente borra siempre el designio escrito por la fatalidad; la ruina no puede amenazar la casa reparada y sostenida de continuo; no hay edificio que se resquebraje cuando lo apuntala el esfuerzo.

La muerte no puede triunfar de la vida que es amor hecho trabajo. No hay felicidad en la tierra pero sí existe la alegría; su fuente mana de nuestra vida interna gracias a la emoción que engendra el trabajo productivo. El destino pende de nuestra mano, de nuestro brazo tenso. La única oración que llega a Dios es la del pensamiento y el músculo. Hay que rezar con la pluma, el arado y el martillo. Hay que velar al pie de todos los yunques. La luz ha de venir de las fraguas; la salud nacerá del empuje creador.

"Trabajemos" ("Laboremus"). Tal fue la última consigna de Septimio Severo, el emperador, cuando sintió llegar la muerte en Britania. El mundo reposaba entonces en su fuerza y su ánimo.

Una patriada flor

A partir de 1946, Perón apeló al esfuerzo argentino. Ofreció un premio excitante: la Patria mayor, la tierra de la profecía, creada por cada uno de nosotros con sus propias manos. Fue aquella una patriada flor. Todos nos empleamos en ella. La aventura repitió el verso del Himno: "Aquí el brazo argentino triunfó". La factoría cedió lugar a la Nación. Los ojos ahítos de contemplar el arribo de naves europeas al Puerto volvieron su atención hacia las migraciones humanas que se desplazaban desde el interior de la República hacia el Río materno. Nuestro oriente fue a partir de entonces, el Oeste.

Nadie no regaló nada

Siempre debió de ser así. Todo lo que tenemos proviene de la escuela del esfuerzo vernáculo. Todo lo hemos aprendido con la pedagogía del sudor y el ofrecimiento. Nadie nos regaló nunca nada. Quienes nos expoliaron inventaron la leyenda de nuestra indolencia y nuestra incuria. Cuando todo estaba hecho aparecieron los críticos para cultivar su propia autobiografía. Quienes fraguaron la leyenda de nuestra "haraganería" no se tomaron siquiera el pequeño trabajo de enterarse acerca de lo que trataban. Los únicos "haraganes" que hubo aquí fueron quienes se regocijaban con el espectáculo del Puerto desde las ventanas de una cueva financiera.

El letrero del Himno, al que hemos aludido, cubrió empresas como la marcha de Hernandarias hasta la Patagonia, las expediciones anuales al País de la Sal (Salinas Grandes) durante dos siglos, obra de cíclopes, poco menos que desconocida – las carretas orientándose por las estrellas como en la navegación de altura – la liberación de la Patria y cinco naciones hermanas, la organización y constitución política del país, la creación de fortines, germen de pueblos, raíz civilizadora, a todo lo largo de las fronteras Sur y Norte, sobre la pampa, el arenal cuyano y la selva chaqueña, la Zanja de Alsina, excavada a pico y pala a los largo de cuatrocientos kilómetros, tarea digna de los tiempos faraónicos, que aún aguarda a su cronista, la colonización del Desierto detrás de los fusiles de Roca, el trazado de los viejos caminos, la construcción del primer ferrocarril, el Oeste, hazaña netamente argentina e interrumpida cuando gobiernos carentes de moral y de principios regalaron locomotoras, estaciones, rieles y durmientes al extranjero, temerosos y, a la vez, avergonzados, de que las ferrovías gauchas pudieran alcanzar el Pacífico, el desmonte y los obrajes en el Norte, el tendido de centenares de líneas telegráficas, el patrullaje marítimo desde Ensenada hasta las Islas Malvinas, el descubrimiento de la Antártida, etc. Mientras tanto, la inteligencia nacional de daba tiempo para concebir el más grande poema épico del mundo Occidental y remontar la poesía castellana hasta alturas que no había alcanzado desde la muerte de Calderón. La ciencia adelantaba con Francisco Javier Muñiz, la paleontología, con Ameghino, la arqueología, con Ambrosetti... Cuando el rémington y la tuberculosis terminaron con el gaucho, sus beneficiarios descubrieron que había nacido "haragán".

Lo mejor que tuvimos fue el gaucho

Perón decidió que el sudor argentino beneficiaría directamente a la colectividad y no a los descubridores e inventores de la holgazanería ajena. Desde hace medio siglo nuestra tarea está rodeada de respeto y dignidad.

Terminaron los encomenderos, los Shylocks de ropavejería. No seremos ya escarnio del indiferente ni instrumento de la voracidad de los poderosos. Lo mejor que tenemos es el pueblo. Lo mejor que tuvimos fue el gaucho. Una gauchada es todavía lo mejor que puede hacer un argentino. Los dos brazos del peronismo son la ayuda social y la justicia social. Con ellos recibe el pueblo "un abrazo de justicia y de amor".

Perón derrotó la incuria

Nos afanamos a la labor con gusto y nos unimos a través de la tarea con nuestra patria y con nosotros mismos. "Si no podéis trabajar con amor y si solo con el fastidio – recomienda un poeta árabe – es mejor que abandonéis la tarea y os sentéis a la puerta del templo para recibir limosna de los que trabajan con alegría". Nos hemos movilizado cantando en procura de un ideal extraordinario. Hasta 1944 y 1945 el trabajo era tan solo una de las expresiones de la violación de los derechos humanos y no una victoria a un derecho social.

La Confederación General del Trabajo es la columna vertebral del movimiento nacional justicialista. Perón derrotó la incuria, la holganza, la despreocupación, el "¿... y, total, pá que?", el crapuloso "no te metás", el "vámo y vámo", la incompetencia, la expoliación que se ceba en la ignorancia y el desgano, presión colonialista que encuentra apoyo en el compatriota cómodo, la miseria dramática de una quinta parte de los argentinos, las escuelas despobladas, los ranchos con vinchucas, la infancia desvalida, los reclutas vencidos, los obrajes con paludismo o tracoma, la coca de los braceros en la zafra, el bocio cuyano, el raquitismo del coya, los surcos sin agua, las jornadas denigrantes y agobiadoras de la minería.

Perón movilizó la hacienda, la industria, los trabajos públicos, las obras viales y de regadío, el derecho obrero, la política agraria, el perfeccionamiento de la defensa nacional, el aumento de los politécnicos, la dignificación de la Universidad adaptando al estudiante a los ideales éticos argentinos, creando profesionales con patria y conciencia en las fábricas de títulos, antes que el golpe de 1955 vendiera por un mísero plato de lentejas político la conducción de las casas de estudio a los maniobreros de la Reforma y las consignas de 1917. El tiempo perdido en parloteos se recuperó con el trabajo silencioso y productivo.

En la ciudad del "no te metás" surgió el varón "que se metió". Encontró al país importando hasta las alfileres que usaban las modistas – y con los cuales elaboró todo su sistema económico Adam Smith – y lo dejó en 1955 fabricando usinas, automóviles y locomotoras. En una década se montó toda una industria liviana y se echaron los cimientos de la gran siderurgia con los altos hornos de San Nicolás, el hierro de Sierra Grande y el carbón de Río Turbio, en tanto se realizaba una revolución social y se poblaba de viviendas, hospitales y escuelas todo el país.

"Laborare est orare", fue también su divisa. Trabajar es rezar. Y rezamos. Quiero por tanto elevar esta oración hasta el cielos de la gloria y velar su sueño de héroe que acunan, desde el 17 de octubre de 1945, los fundadores y constructores de la nación, San Martín y Rosas, los patriotas de Mayo, los protagonistas de la Vuelta de Obligado y la gesta de Malvinas y la "Ida y "la Vuelta" de "Martín Fierro".


  • Visto: 4796

Actualidad desde una concepción peronista

  • No me lloren, crezcan

    La historia dice que Juan Domingo Perón falleció un día como hoy hace 35 años, el 1º de Julio de 1974.

    Que fue General de la Nación y tres veces elegido Presidente de los argentinos por voluntad de su pueblo. Que recuperó la justicia social y la soberanía de los argentinos desde el día que los trabajadores le devolvieron a él la libertad, el 17 de Octubre de 1945. Desde entonces llamado, el Día de la Lealtad.

    Nota Completa...

  • Comunitarismo y Poder Político

    Al comienzo de los años ochenta apareció en Estados Unidos y Canadá una corriente de pensamiento filosófico, político y moral denominada comunitarista (1). Este movimiento intelectual no constituye un conjunto unificado sino más bien un conglomerado de versiones libres, en abierta polémica con los pensadores liberales norteamericanos, sobre un tema central: la primacía del bien sobre el deber.

    Nota Completa...

  • Chau Néstor, y gracias por todo

    Chau Néstor, y gracias por todo

    Las muertes en silencio son en un marco de dignidad elegido, mientras que las muertes silenciadas se las tiñe con la loza del olvido del sistema.

    La muerte de Néstor no es ninguna de los casos citados. Movió la estantería política, sacudió corazones y genero lágrimas que no se repetían desde el 26 de  julio de 1952 y del 1º de julio de 1974.

    Nota Completa...

  • ¿Qué te pasa, Beatriz?*

    He leído tu artículo en La Nación del lunes 24 de octubre. Y en verdad, Beatriz, estoy sorprendido, demasiado sorprendido. Casi una página de Beatriz Sarlo en el diario de los Mitre para sostener que si bien hay algunos "motivos económicos", la causa del triunfo electoral de Cristina tiene su explicación profunda en que se trató de la "autoinvención" de una viuda. La lectura de ese artículo me dejó perplejo. Sólo se me ocurre preguntarte: ¿Qué te pasa, Beatriz?

    Nota Completa...

  • ¿Qué haría Ud. con la Shell en la Argentina, Sir Winston Churchill?*

    Es hora ya de poner fin a la ausencia de control y dominio estatal sobre las reservas y producción de hidrocarburos; es hora de terminar con la ausencia de refinerías y estaciones de servicio propiedad del Estado.

    Con las últimas declaraciones del presidente de la Shell en el país, la escalada diplomática, política y económica entre Gran Bretaña y la Argentina (Mercosur y Unasur incluidos) ingresa en una etapa superior. Días atrás, Aranguren expresó: "Vaya toda la solidaridad de Shell ante las cada vez más frecuentes amenazas a la libertad de prensa que están (estamos) padeciendo." Sus palabras tuvieron como destinatario el 142 aniversario de la fundación del diario La Nación. No es la primera vez que este señor se entromete en cuestiones de política interna. Sin embargo, sus últimas manifestaciones no pueden ser tomadas como una más del montón. Estamos en pleno 30º aniversario de la Guerra de Malvinas. Estamos recién protagonizando una medida histórica, por su naturaleza antiimperialista y sudamericanista, en relación con la disputa de la soberanía, cuando el Mercosur decidió bloquear el ingreso de barcos con bandera de las Falklands (las Malvinas no tienen otra insignia que la celeste y blanca).

    Nota Completa...

  • Los desafíos del Pensamiento Nacional. Entrevista a Francisco José Pestanha*

    *Por Bernarda Tinetti


    1.- En un artículo titulado "El resurgimiento", Ud. afirmó recientemente que la corriente del Pensamiento Nacional se había revitalizado en estos últimos años. Tal resurgimiento ¿se originó en razón de la movilización política abierta en el actual proceso? ¿Fue motorizada y conducida desde el Gobierno y el Estado por la dirigencia política? O ¿se trata de una sincronía de ambos a partir de las demandas surgidas por y en las controversias políticas e ideológicas que ocuparon la escena pública en estos últimos años?

    En principio quiero aclararte que debido a la extensión de esta entrevista tendré que simplificar algunos conceptos.

    Nota Completa...

  • El país sin términos medios que inventó a la clase media

    "Del éxtasis a la agonía, oscila nuestro historial. Podemos ser lo mejor o también lo peor, con la misma facilidad..." dice Bersuit en uno de sus temas, y creo que es una de las acuarelas más claras que pinta nuestro ser y nuestro hacer.

    Desde nuestro nacimiento como Nación y haciendo un paralelismo con la actualidad, sería interesante preguntarnos ¿Qué y quiénes éramos? ¿Qué queríamos? y ¿ Qué y quiénes somos?

    Nota Completa...

  •  	La hora de los pueblos: Condoleezza Rice tenía razón

    La hora de los pueblos: Condoleezza Rice tenía razón

    En agosto de 1968, durante su exilio en España, el tres veces presidente argentino Juan Domingo Perón publicó La Hora de los Pueblos. El libro del ex mandatario –que permaneció en el destierro forzado durante 18 años– se conoció en su país recién en 1973, un año antes de su muerte. En ese texto de sorprendente vigencia, el militar y estratega puntualiza:

    Nota Completa...

  • Una Nueva Zoncera: El mal que aqueja a nuestro pais es la superpoblacion

    Una nueva arremetida gubernamental pro-abortista surgida del caso tan desagradable y repugnante, de la violación de una adolescente de la provincia de Buenos Aires vuelve a poner en el tapete mediático la intentona estatal por la legalización del Aborto en nuestro país. Esto pretende abrir nuevamente el debate en la sociedad sobre los beneficios de "Abortar Legalmente".

    Nota Completa...

  • La cuarta resistencia peronista. Y el futuro del planeta

    La cuarta resistencia peronista. Y el futuro del planeta

    Luego del golpe militar denominado revolución libertadora, en realidad bautizada por el pueblo humilde con su nombre verdadero revolución fusiladora, cuyos autores ya habían cometido el genocidio de bombardear la Plaza de Mayo en plena actividad semanal y colmada de seres humanos. El movimiento peronista en todas sus vertientes y en todas las formas posibles comenzó la primera resistencia peronista que culminara luego de 18 años con el retorno del Líder derrocado al país primero y al poder del que no debía haber salido nunca salvo por las urnas si así lo hubiera decidido el pueblo después.

    Nota Completa...

  • Dolar ¿Cepo o protección?

    eduardo rosaEn 1914 el mundo económicamente poderoso entró en una guerra. Nuestro peso estaba anclado al oro. Desde 1903 se podía ir con un peso a la caja de conversión y cambiarlo por 0,44g de oro.

    PERO EL MUNDO SE DESQUICIÓ EN 1914 y el oro se fugaba a los países en guerra.

    El país tenía la OBLIGACIÓN de proteger su oro y se dejó de cambiarlo..

    Muchos se quejaron diciendo que el estado faltaba a su palabra (por aquello de "pagará al portador y a la vista" impreso en los billetes.) Pero no había más remedio. Había que cerrar la canilla o nos quedábamos sin oro,

    Nota Completa...